Bolsa General, Análisis de bolsa y mercados | Más de 16 millones de españoles deben a la banca una media de 190.000 euros, nueve veces su salario anual
1544
post-template-default,single,single-post,postid-1544,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-theme-ver-7.7,wpb-js-composer js-comp-ver-5.2.1,vc_responsive
 

05 Oct 2007 Más de 16 millones de españoles deben a la banca una media de 190.000 euros, nueve veces su salario anual

Agencias.
No hay ninguna duda de que la economía española está endeudada hasta las cejas.

 

Lo curioso es observarlo a través de la Central de Riesgos del Banco de España (Cirbe), un instrumento oficial que refleja con toda nitidez hasta qué punto las familias han acudido a los bancos y cajas de ahorro para financiar sus inversiones. Los datos son esclarecedores.

En estos momentos, cifras a 19 de marzo de 2007, el riesgo crediticio del sistema financiero con sus clientes (incluyendo también las cooperativas de crédito) afecta a 30.014.293 de préstamos por un importe total que roza los 3,2 billones de euros. Es decir, prácticamente el triple del valor que se asigna al Producto Interior Bruto (PIB) de un año a precios de mercado.

Mucho dinero si se tiene en cuenta que esos tres billones de largos de euros los adeudan únicamente 16,7 millones de usuarios bancarios, lo que refleja una deuda media de 189.948 euros. O, lo que es lo mismo, algo más de nueve veces el salario medio anual de un trabajador, situado, según el Instituto Nacional de Estadística, en 20.232 euros brutos (antes de pagar impuestos y cotizaciones sociales).

La carga financiera que deben soportar las familias es, incluso, mayor si se tiene en cuenta que la Central de Riesgos del Banco de España obliga a bancos y cajas a declarar únicamente los créditos contratados con sus clientes por una cifra superior a los 6.000 euros, por lo que si se incluyera la inmensa mayoría de los préstamos destinados a financiar el consumo, cuya cuantía es normalmente inferior a esa cifra, el resultado sería todavía más llamativo.

Los datos del Banco de España revelan hasta qué punto ha avanzado en este país lo que en la jerga financiera se conoce como grado de ‘bancarización’ de un país. Si en 2003, había únicamente 12,5 millones de personas físicas -no jurídicas- con un crédito superior a los 6.000 euros, en estos momentos hay algo más de 14,9 millones de endeudados clientes bancarios, lo que significa que en apenas cuatro años cerca de 2,5 millones de personas se han puesto en situación de deudores.

Créditos y quiebras bancarias

La Central de Riesgo es una vieja herramienta del Banco de España -fue creada hace casi 45 años- que se considera clave en la supervisión prudencial de las entidades de crédito, pues se encarga de vigilar los riesgos en que incurre el sistema financiero con sus clientes.

Algo verdaderamente relevante teniendo en cuenta que el riesgo de crédito, como dice la propia autoridad monetaria, “es la causa principal de las quiebras de entidades bancarias, siendo la concentración de las carteras crediticias un catalizador de los problemas de solvencia de dichas entidades”.

Y hay que tener en cuenta que si hace cuatro años los riesgos contraídos por la banca con sus clientes ascendían a 1,7 billones de euros, ahora el volumen de préstamos roza los 3,2 billones, por lo que cualquier frenazo brusco de la actividad económica puede afectar a la cuenta de resultados de bancos y cajas de una manera dramática. De ahí que cada crédito se considere un riesgo potencial para cualquier entidad financiera.

Otro dato ilustra ese grado de ‘bancarización’ de la economía española. En 2006, se dieron de baja 5,47 millones de créditos tras haber vencido los plazos de amortización, pero es que ese mismo año se dieron de alta 7,08 millones de préstamos, lo que da idea del ‘boom’ crediticio que vive este país desde hace al menos una decena de años.

Una explosión que, al menos por el momento, no parece estar afectando de forma significativa en los ratios de morosidad, que se sitúan en el 0,7%, cuando en 1996 se alcanzaba el 3,93%. De la misma manera, las probabilidades de impago de un crédito han descendido (datos de 2005) hasta el 1.32%, la tercera parte del nivel de hace una decena de años.



wordpress theme powered by jazzsurf.com

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies propias para optimizar tu navegación, adaptarse a tus preferencias y realizar labores analiticas. Al continuar navegando aceptas nuestra politica de cookies. Puedes ampliar información sobre la política de cookies,

ACEPTAR
Aviso de cookies